CCERM y su inquebrantable apoyo a la Cruz Roja en Playa del Carmen

El pasado sábado, el elegante Hotel Xcaret Arte fue escenario de uno de los eventos más esperados y significativos del año: la segunda edición de la cena de gala de la Cruz Roja Playa del Carmen. Este evento, organizado meticulosamente por las damas voluntarias y generosamente patrocinado por el Arq. Carlos Constandse y el Grupo Xcaret, congregó a una amalgama de organizaciones, empresarios y miembros de la sociedad civil, todos unidos por una noble causa: recaudar fondos para la Cruz Roja.

El Consejo Coordinador de la Riviera Maya (CCERM) tuvo un papel destacado en esta cena, reafirmando su compromiso con la comunidad de Playa del Carmen. Los empresarios, a través del CCERM, no sólo se hicieron presentes, sino que también manifestaron su firme apoyo a todas las iniciativas que la Cruz Roja emprende en beneficio de la ciudad y su gente.

Es indiscutible la relevancia que tiene la Cruz Roja en Playa del Carmen. Esta institución ha sido un faro de esperanza y socorro en innumerables ocasiones, garantizando que tanto la población local como los millones de turistas que visitan la región cada año, cuenten con un servicio de emergencias de alta calidad, disponible en todo momento. La Cruz Roja representa seguridad, humanidad y compromiso, valores que el CCERM aplaude y respalda fervientemente.

Por ello, es esencial destacar y agradecer las iniciativas como la cena de gala, que no sólo buscan recaudar fondos, sino también sensibilizar y concienciar sobre la importancia de mantener y fortalecer a instituciones como la Cruz Roja. El apoyo continuo de los empresarios a través del CCERM es una muestra tangible de cómo, al unir fuerzas, se pueden lograr grandes cambios en beneficio de toda la comunidad.

Al finalizar la noche, quedó patente que Playa del Carmen no sólo es un destino turístico de primer nivel, sino también una comunidad solidaria y comprometida que, de la mano con organizaciones como el CCERM, trabaja incansablemente por el bienestar de todos sus habitantes y visitantes.